Tipos de rosas

Actualmente se conocen más de 3000 variedades de rosas. Muchas de ellas con colores increíbles que salen de lo común tal como ocurre con el negro, el azul o el violeta. Son flores muy elegantes que tienen un gran número de significados dependiendo de a quién son obsequiadas.

Las rosas son flores de una gran fragancia que suelen crecer en primavera. Son muy sencillas de cuidar y presentan una gran variedad de especies. Hoy en día se distinguen tres grupos que son las especies silvestres, es decir las que se encuentran en la naturaleza, los rosales antiguos que son aquellas variedades que se cultivaban antes de 1800 y los modernos que son los que se plantaron y sembraron después de esa fecha.

Tipos de rosas

Actualmente existen unas 3000 variedades de rosas.

Tipos de rosas

Silvestres

Son flores que requieren de muy pocos cuidados. Dentro de este grupo, existen diferentes variedades que son muy similares a las rosas comunes:

Banksiae

El arbusto puede medir hasta 6 metros de alto y sus ramas son muy fuertes. Tiene la característica de ser trepadora y, además, carece de espinas. Las flores crecen en ramilletes y su tamaño no es muy grande.

Damascena

Esta es otra variedad de rosa silvestre que se cultiva con el principal fin de preparar aceite esencial. El arbusto puede medir hasta 2 metros de altura y las flores nacen de a dos.

Rosas anteriores a 1867

A este tipo de planta se la conoce con el nombre de rosal antiguo debido a que ese año apareció la primera variedad híbrida: la rosa té. Hoy en día todavía son cultivados gracias a que no requieren de grandes cuidados. Algunas rosas pertenecientes a este grupo son:

Alba

Cuentan con un follaje muy abundante y crecen en ramilletes de entre 5 y 7 flores. Son plantas de mucha duración que son ideales para preparar ramilletes.

Chinas

Son flores de tamaño pequeño pero muy resistentes. Si bien son de exterior, deben ser cuidadas y protegidas con mucho empeño.

Damascenas

Son unas de las más bonitas y fragantes que se conocen.  El arbusto florea durante todo el verano y cuenta con ejemplares de una gran cantidad de colores.

Hibridas perpetuas

Son rosas de tamaño grande que crecen en su mayoría durante el otoño y brotan de manera individual. Presentan muchos pétalos y tienen un gran volumen.

Modernos

En este caso, nos referimos a las rosas que se comenzaron a cultivar después de 1867 y son las que actualmente se cultivan. Se consiguieron hermosas combinaciones híbridas como las que nombramos a continuación:

Hibridas de té

Son muy resistentes. Los arbustos no superan los 2 metros de altura y brotan flores sencillas en racimos de a dos. Son las más conocidos y las que se emplean para realizar los ramilletes tan conocidos por todos.

Grandiflora

Este tipo de rosa es muy fácil confundirla con la común. Sin embargo, sus pétalos son un poco más gruesos y de un tamaño un poco más pequeño. No necesitan de muchos cuidados y tienen una gran resistencia.

Trepadoras

Como su nombre lo indica, se trata de una planta que tiene la capacidad de trepar muros y columnas. Cuenta con tallos largos y flexibles lo cual le permite adaptarse a la forma del lugar donde está trepando. Si bien son muy abundantes, florecen una vez al año.

Miniatura

Son flores ideales para colocar en macetas o en pequeños espacios. Se trata de una planta pequeña cuyas flores crecen en ramilletes de hasta 11 ejemplares y su follaje es muy espeso y abundantes.

Rosales llorones

Son un tipo de rosas que se cultivan de la misma manera que las silvestres. Su arbusto mide hasta 1,5 metros de alto y se injerta a otro tipos de rosales. Son ideales para cultivar tanto en macetas como también en parques y campo abierto.

Además de su belleza, las rosas también son comestibles y sus pétalos cuentan con una gran cantidad de vitamina C.

Para ramos

Este tipo de rosas están creadas especialmente para armar ramos y son las más fáciles de encontrar. Sus tallos son largos, derechos y cuentan con espinas. Por lo general son de invernadero  aunque también pueden crecer en jardines o parques solo que requieren de muchos cuidados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *