Tipos de condensadores

Los condensadores son unos dispositivos que se utilizan para el filtrado de la electricidad y que se emplean en aplicaciones y diferentes circuitos electrónicos. Son componentes eléctricos que permiten incrementar la capacidad eléctrica y también la carga de determinados artefactos sin aumentar su potencial.

Los condensadores, por regla general, están compuestos por dos conductores o armaduras que, a su vez, están separados por un medio de tipo aislante o, en su defecto, por un dieléctrico. Esto les permite almacenar energía sustentando su propio campo eléctrico mientras se mantiene en funcionamiento.

Tipos de condensadores

Los condensadores forman parte de los circuitos eléctricos.

Condensadores electrónicos

Son los que se emplean para la mayoría de las aplicaciones. Resultan ser los más económicos y los más fáciles de conseguir. Se utilizan, sobre todo, en los circuitos electrónicos y tienen diferentes tamaños y colores aunque todo cumplen con las mismas funciones. Cada uno de los condensadores electrónicos cuenta con un tipo de información específica como es el valor de la capacitancia. Este valor se mide en micro Farad.

Cabe destacar que, a mayor capacitancia, el tamaño de los condensadores será mucho más grande. También hay que tener en cuenta la tensión máxima, la temperatura máxima y la polaridad. Es importante aclarar que este tipo de condensadores no pueden ser operados ni tampoco almacenados en temperaturas que superen las que figuren en sus etiquetas. Si esto ocurre, es probable que el dispositivo reciba un daño en forma permanente y deje de funcionar por completo.

Los condensadores de este tipo son artefactos muy peligrosos y solo pueden ser manipulados cuando se descargan por completo, pues pueden provocar un shock que puede resultar ser mortal.

Cerámicos

Los condensadores del tipo cerámico se emplean para suprimir el ruido y para realizar filtrado. El valor de capacitancia de este tipo de condensadores presenta un código que se menciona en Farad. No cuentan con polaridad por lo que se pueden conectar, para transmitir electricidad, de cualquier forma. Pueden operarse en los circuitos de corriente alterna y también con los de corriente continua.

De poliéster

En cuanto a los condensadores de poliéster, estos pueden ser utilizados solo en baja capacidad de electricidad. Sin embargo, sus voltajes son elevados y su capacitancia es la misma que los de los capacitores cerámicos. Carecen de polaridad por lo que, al igual que los anteriores, se pueden conectar de cualquier forma y se pueden emplear en artefactos de corriente continua o de corriente alterna. Suelen soportar una tensión alta de baja escala pero cuentan con un voltaje muy elevado de ruptura.

De tantalio

Son condensadores que se emplean en aplicaciones que poseen baja capacitancia. Si prestas atención, en la etiqueta tiene que estar plasmado el valor de dicha capacitancia, la tensión máxima que soporta además de su temperatura y el tipo de polaridad que posee que siempre está marcado en el polo negativo por lo que, se puede inferir, que su instalación solo se realiza en forma polar, es decir que el polo negativo con el positivo y viceversa.

Formato para citar (APA)

“Tipos de condensadores” (s/f.). En Hay Tipos. Disponible en: https://haytipos.com/condensadores/ [Consultado: ].

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *