Ir al contenido

Tipos de trenzas

La trenza es un sistema de entrecruzamiento de varias tiras para obtener una pieza final que posee mayor resistencia. La variedad de materiales que se pueden utilizar es infinita, algunos ejemplos más comunes son el pelo, la soga, telas varias, etc. Siempre se utilizan materiales que son maleables, es decir que se pueden doblar.

Siempre que se quiera comenzar se tiene que tener en cuenta la cantidad de tiras o divisiones del material que se necesitan. Para un mejor acabado y para evitar que con el tiempo la trenza se desate es muy importante que las partes o tiras sean iguales.

Los tipos de trenzas se clasifican en:

Trenza clásica

Este tipo de trenzas se realiza partiendo de tres tiras o mechones que son combinados siempre llevando hacia el centro de forma aleatoria a las tiras y mechones que se encuentran a los costados. Primero se coloca hacia el centro la tira de la izquierda, después la derecha y así sucesivamente.

Trenza francesa o cocida

Este tipo de trenzas es muy popular en el mundo, posee muy buen aspecto y es fácil de hacer. Se utiliza para la realización de peinados múltiples y se la combina normalmente con alguno de los otros tipos de trenzas. Posee la base de trenzado del tipo anterior, pero a partir del primer entrelazado se adosan finos mechones que provienen de los costados y se integran de forma progresiva a las tiras originales.

Trenza africana

Este tipo de trenzas es de hecho la misma trenza que el tipo anterior con una diferencia sustancial. En lugar de llevar los mechones al centro pero por delante la diferencia radica que en este caso los mechones se pasan de atrás hacia adelante. Además que para obtener dicho peinado afro se necesita tomar menor cantidad de pelo por cada vez. Su realización puede llevar horas debido al poco pelo tomado y a lo ajustadas que deben realizarse las trenzas.

Trenza cocida invertida

Esta trenza es una combinación de los dos primeros tipos. En su acabado final queda como si estuviera colocada por encima del cuero cabelludo. Se comienza con la trenza cocida pero invirtiendo los pases de mechones y luego se continúa con la trenza clásica.

Trenza espiga

Esta trenza tiene dicho nombre por el aspecto de su acabado final, realmente se parece a una espiga de trigo. A diferencia de los tipos anteriores esta trenza parte de cuatro mechas o tiras. Hay dos centrales que se utilizarán de base (las centrales) y dos que se van intercambiando con otras nuevas (las laterales). Se divide el pelo en dos y se toman finos mechones desde atrás y se pasan por delante y hacia el centro. Este mismo procedimiento se realiza de forma alternada hasta lograr la trenza completa.

Trenza recogida

Esta trenza se caracteriza por la simpleza de su realización y su aspecto de trabajosa. Es muy utilizada para peinados de fiesta. Para su realización se realiza una trenza clásica no tan ajustada, luego se toman los dos mechones laterales con una mano y con la otra la mecha del medio. Se sostiene bien firme la mecha del medio a la vez que se jala las otras dos hacia arriba, hasta lograr el acabado deseado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.