Tipos de raíces

Las raíces son una parte de las plantas y los árboles que comúnmente se encuentran por debajo de la tierra. Su función primordial es absorber el agua, las sales y los nutrientes que la planta necesita para hacer el proceso de fotosíntesis.

Las raíces además de la función antes mencionada sirven de apoyo o sostén para que la planta se mantenga erguida. Un dato curioso es que algunas raíces son comestibles.

Los tipos de raíces se clasifican según:

Tipos de raíces según ingresan en el suelo

Raíz típica

También suele ser denominada raíz axonomorfa o pivotante. Este tipo de raíz es una de las más comunes de todas. Se encuentra conformada por una raíz que es denominada principal o mayor (que posee un grosor más importante) y el resto de las raíces que se le desprenden son llamadas secundarias, las segundas salen en diferentes direcciones hacia los lados de la raíz principal. Permite un buen agarre al suelo y al encontrarse bien dispersas las raíces la absorción del agua y los minerales es mejor.

Raíz fasciculada

Este tipo de raíz a diferencia del tipo anterior no posee una raíz mayor o principal, cada una de las raíces que posee la planta nace del mismo lugar y se distribuyen en diferentes direcciones. Los grosores y el largo de cada una de las raíces tienden a ser similares. En este caso las plantas suelen ser algo más inestables y las raíces no se encuentran a grandes profundidades.

Raíz napiforme

Este tipo de raíz posee muy pocas raíces secundarias, en este caso la raíz principal posee un grosor muy importante dado que la planta tiene una adaptación natural que le permite reservar en esta raíz gruesa minerales y agua para posibles periodos de escasez.

Raíz ramificada

La raíz ramificada no posee una raíz principal, sino que cada una de sus raíces nacen de diferentes partes y tienen una distribución muy similar a la de las ramas de un árbol.

Raíz tuberosa

Muchas de estas raíces son comestibles, más conocidas como tubérculos. Posee una formación fasciculada que le permite acumular minerales y agua.

Tipos de raíces según no ingresan al suelo

Raíz adventicia

Este tipo de raíz nace por encima del suelo. Es empleada por algunas plantas como método de expansión, la raíz se encuentra por encima del suelo pero tocándolo, esto le permite a la planta una mejor distribución en el espacio, a la vez que puede captar los minerales y el agua que necesita para vivir.

Raíz acuática

Este tipo de raíz toma los nutrientes necesarios para la plata desde el agua, es decir, su contacto con la tierra es nulo. Este tipo de plantas suelen ser arrastradas por las corrientes en ríos, aunque por lo general habitan aguas tranquilas como las de lagos.

Raíz trepadora

Este tipo de plantas es considerada muchas veces como un parásito, dado que atrapa a una planta en su superficie y toma los nutrientes que esta planta que si se encuentra en contacto con la tierra absorbe pero para la supervivencia propia. Si esta planta no es arrancada puede llegar a ahogar a la otra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *