Ir al contenido

Tipos de matrimonio

El matrimonio es una organización social que vincula a dos individuos por medio de la unión conyugal. Esta unión se encuentra regulada por las normas y leyes, en la mayoría de las culturas. En la actualidad la acción de casarse está asociada al amor, pero no siempre las personas se casaron por amor. Tiempo atrás se acostumbraba a que las familias eligieran con quien pasarían el resto de la vida sus hijos.

Las nomas o leyes destinadas al matrimonio regulan principalmente el método de división del patrimonio en el caso de que los cónyuges de divorcien, los pasos a seguir en el divorcio, el adulterio, entre otras cosas. En la actualidad es indispensable, al menos en Argentina, que los contrayentes expresen la voluntad para contraer matrimonio, de lo contrario se lo considera nulo de hecho.

casamiento

Los tipos de matrimonio se clasifican según:

Tipos de matrimonio según la religión

Los matrimonios de este tipo basan la unión en la recepción de los dogmas en los que creen por su religión.

Matrimonio católico

La iglesia católica profesa la unión de las personas por la bendición de Dios, solo es válida la unión de un hombre y una mujer de esta forma. Los contrayentes deben encontrarse bautizados, confirmados y deben haber tomado la primera comunión para recibir este sacramento. La celebración la realiza un sacerdote o un diácono.

Según la creencia religiosa es natural del ser humano la unión, en tanto el Génesis expone que Dios los creó hombre y mujer. Así es como una vez unidos en el matrimonio no pueden divorciarse según esta religión, y solo cabe la anulación del matrimonio en caso de mentira grave por alguna de las partes, violación o maltrato que pueda poner en riesgo a alguna de las partes.

Matrimonio musulmán

El matrimonio musulmán se hace en las mezquitas y es celebrada por el Imán. En esta celebración se resaltan los colores y las flores naturales, su duración es de varios días. Las leyes y la celebración son guiadas siguiendo el libro sagrado de la religión que es El Corán.

Matrimonio según las leyes o normativas

Matrimonio civil

Este tipo se celebra como un contrato dentro de lo civil del derecho, las partes intervinientes deben expresar su libertad para contraer matrimonio y su voluntad de forma explícita.

Matrimonio falso

El falso matrimonio o matrimonio nulo se da cuando la celebración del contrato posee algún tipo de vicio. Por lo tanto la celebración no es más que una puesta en escena no válida.

Matrimonio según el consentimiento

Matrimonio consentido

Este tipo de matrimonio se presenta cuando dos personas desean unirse en matrimonio y sin impedimento alguno celebran la unión.

Matrimonio concertado

En este caso los contrayentes no tienen la opción de aceptar ni de negarse, simplemente deben hacerlo por orden de sus padres. Es común en algunas culturas como en la India que desde pequeños los padres arreglen o pacten un matrimonio entre un niño y una niña que ni si quiera saben con exactitud el significado. Muchas veces las niñas son casadas con hombres mucho mayores y obligadas a tomar las responsabilidades de esposa a edades tempranas.

Matrimonio por convivencia

En este caso el matrimonio no es válido para la Ley, la pareja convive tal y como si estuviesen casados pero omitiendo la celebración del matrimonio.

Matrimonio forzado

La voluntad de las partes no es considerada para la celebración de este matrimonio, de hecho se realiza sin su consentimiento y en contra de su voluntad.

Matrimonio según el número contrayentes

Monogamia

En la monogamia los individuos tienen una relación exclusiva con la otra persona, es decir son fieles el uno con el otro.

Matrimonio sororal

Si bien esta unión es bastante rara, hay varios casos en el mundo. Se trata de la unión de un hombre o una mujer, con dos hermanos o hermanas. Es así como los hermanos tienen una relación monogamica y la mujer o el hombre una relación poligamica.

Poligamia

Este tipo de unión también se denomina matrimonio grupal. Hay más de dos personas que se unen y poseen una relación libre entre sí, en el caso de tener hijos todos comparten la responsabilidad para con los hijos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.